Sonic Highways, un retrato sonoro de Estados Unidos firmado por Foo Fighters

Foo Fighters lleva casi dos décadas siendo uno de los mayores referentes del rock estadounidense en el mundo. Aunque la sombra de Kurt Cobain es alargada, estos chicos ya han superado la etiqueta de “la banda del antiguo batería de Nirvana”, para ser reconocidos por las nuevas generaciones como “el grupo capitaneado por el carismático Dave Grohl”. Tras la edición de Wasting Light (2011) y tres largos años de producción y espera, Sonic Highways se convierte en el octavo disco de estudio de la formación nacida en Seattle. Publicado el pasado 10 de noviembre, se trata de un auténtico viaje sonoro a través de la tradición musical de 8 ciudades de Estados Unidos. Este lanzamiento discográfico viene precedido por una serie documental homónima creada para la cadena de televisión HBO.

es-sonichighways-1

Sonic Highways está compuesto por 8 temas que brindan al oyente 44 minutos de rock de gran calidad. El concepto del disco es ambicioso a la vez que mágico. El proyecto nace con la vocación de demostrar la existencia de identidades musicales bien definidas en ocho ciudades de gran tradición musical de Estados Unidos, y delimitar la interconexión que hay entre cada una de ellas.

El octavo disco de Foo Fighters ha sido grabado en Chicago, Austin, Nashville, Los Ángeles, Seattle, Nueva Orleans, Washington DC y Nueva York. Cada uno de sus temas en una de estas ciudades, toda una labor de producción e inmersión artística titánica. Así lo explica la gente de Roswell/RCA Records, sello discográfico con el que la banda ha publicado este trabajo: “Cada canción fue grabada en una ciudad diferente, en cada canción participan leyendas locales, y cada letra ha sido escrita en un estilo experimental sin precedentes. Dave esperó hasta el último día de cada período de sesiones para escribir, a fin de inspirarse en las experiencias, entrevistas y personalidades que pasaron a formar parte del proceso”.

es-sonichighways-2

Toda esta epopeya creativa ha sido recogida en una serie documental de ocho episodios bajo la producción de HBO (The Walking Dead, Juego de Tronos, Los Soprano, The Wire) y la BBC. Un metraje filmado con calidad cinematográfica en el que se hace un recorrido por el proceso creativo de Sonic Highways y el estado de forma de los Foo Fighters, a punto de cumplir su vigésimo aniversario. Ocho ciudades distintas, ocho estudios de grabación y entrevistas con importantes personalidades de la sociedad y la cultura norteamericana. En resumidas cuentas se trata de un recorrido por las ciudades más emblemáticas de la historia de la música de Estados Unidos en busca de inspiración. Así lo describe el propio Dave Grohl: “Desde los orígenes del jazz y el blues al nacimiento del hip hop y el punk y las revoluciones culturales que las propiciaron, he desgranado el árbol genealógico de la música americana y expuesto sus raíces en busca de inspiración para el próximo álbum de Foo Fighters”.

Cada episodio de esta serie documental cuenta con cuatro elementos primordiales: la ciudad donde se desarrolla la acción, la relevancia histórica del lugar, la composición de uno de los temas del disco y su interpretación. “Todo empezó con la idea de grabar en diferentes estudios por todo el país. Haciendo algo que sea nuevo puedes unir a todas las personas y lugares con estas `autopistas sónicas´. Este es un mapa musical de Norteamerica”, sentencia Dave Grohl.

Foo Fighters Sonic Highways: Trailer (HBO)

Ahora vamos a zambullirnos en lo nuevo de Foo Fighters escuchando todos y cada uno de los temas que componen Sonic Highways. El disco ha contado con la producción de Butch Vig, responsable de varios trabajos de bandas como Garbage, o los propios Nirvana. En el capítulo de colaboraciones hay que destacar la participación de Ben Gibbar de los Death Cab For Cutie, y de Joe Walsh de los Eagles. Según Grohl el álbum “se reconoce instantáneamente como un disco de Foo Fighters, pero hay algo más profundo y más musical en él. Creo que estas ciudades y esta gente nos han ayudado a extender y explorar nuestro territorio, sin perder nuestro sonido”.

Metiéndome en la piel de una pitonisa puedo vaticinar que los fans más clásicos de Foo Fighters no estarán muy contentos con este álbum ya que les parecerá algo facilón, comercial y falto de sus señas de identidad más clásicas. Es cierto que si lo comparamos con lo último que lanzaron, Wasting Lights (2010), perdería por goleada ya que el listón se dejó muy alto. Pero bueno, esta es otra forma de disfrutar de la banda de Dave Grohl con un punto conceptual algo más místico con el que la banda de rock alternativo nunca había experimentado antes. Yo creo que con la segunda o tercera audición, irá gustando hasta a los oídos más críticos…

es-sonichighways-3

Aviso para los megalómanos. Para la edición de vinilo se puede elegir entre 9 diseños distintos para su portada. Eso sí, solo estará disponible si se hace una orden de compra a través de la web oficial de Foo Fighters. Las portadas alternativas muestras cada una de las ocho ciudades donde se ha grabado el LP más otra con un diseño que las aúna todas.

Sonic Highways abre con Something From Nothing. Siguiendo con las comparaciones con su último álbum, está claro que no llega a la altura de Bridge Burning, pero tiene sus cositas. Grabada en Chicago, comienza de forma lenta con una letra inspirada en el terrible incendio que sufrió la ciudad a finales del s.XIX para después adentrarse en la figura del bluesman Buddy Guy. La canción es rock en progresión y tiene unos riffs y fraseos de guitarra bastante adictivos y adhesivos.

Foo Fighters – Something From Nothing

El disco prosigue con The Feast and The Famine, un tema grabado en la estancia de los Foo Fighters en Washington DC. Es quizás lo más Foo Fighters de todo el disco aunque con una evidente subida de testosterona y altos índices de agresividad. El puntito hardcore de la canción lo pone la colaboración con los miembros de la banda Bad Brains y Minor Threat. Este tema también viene acompañado de un “pseudo lyric video” en el que vemos a los chicos de Seattle en su lugar de ensaño dándolo todo…

Foo Fighters – The Feast and The Famine

Congregation es uno de los temas por los que merece la pena escuchar este álbum. Se trata del tercer single del disco y comienza con un tempo que se deja contagiar por la personalidad de Nashville, la ciudad donde ha sido grabado. Cuenta con la colaboración de la estrella local Zac Brown. Mucho ojo a la progresión final y subidón del tema…

Foo Fighters – Congregation

Lo siguiente que suena en lo nuevo de Foo tiene el título más retórico del LP, What Did I Do/ God as My Witness. Un tema dotado de una intro de piano acompañada por la voz de un Grohl más popero y melódico de lo normal, para después estallar en la típica intensidad rockera de esta banda. El invitado a esta canción es el guitarrista tejano Gary Clark Junior (la verdad es que su característica personalidad no queda bien delimitada en la canción). El tema fue grabado en la parada de la banda en la ciudad de Austin.

Foo Fighters – What Did I Do? / God as My Witness

El quinto tema se titula Outside y está grabado en el Rancho de la Luna en la ciudad de Los Ángeles. El tema ya ha sido estrenado en directo y la verdad es que funciona bastante bien y gran parte de la culpa la tiene su curiosa estructura y la participación de Joe Walsh. El artista se marca un psicotrópico solo en la mitad del tema con reminiscencias a Pink Floyd para desembocar en un estruendoso final oscuro y misterioso. Si te mola el metal alternativo de los noventa esta es tu canción…

Foo Fighters – Outside

Sobrepasando el ecuador del disco nos encontramos con In the Clear, uno de los temas que no pasará a la historia de Foo Fighters. Si en el primer minuto de la canción no has entrado en su propuesta creativa, no le des más vueltas… pasa a la siguiente de una vez.

Foo Fighters – In The Clear

En el penúltimo tema de Sonic Highways nos topamos con una balada con los únicos toques acústicos del disco. Se trata de un tema bastante acertado, abstracto, onírico y casi progresivo. Me da a mí que Dave Grohl y los suyos son grandes fans de Pink Floyd… Cuenta con la colaboración del ZZ Top, Ben Gibbard, y ha sido grabado en los estudios Robert Lang de Seattle. Probablemente no será la más tocada en los directos de la banda pero es un tema de esos que es capaz de transportarte a otro lugar, en otro tiempo.

Foo Fighters – Subterranean

I Am A River es el cierre a esta particular road movie sonora de Foo Fighters. Probablemente es el tema más ambicioso y pretencioso de todo el disco con siete minutazos de duración. Se trata de un medio tiempo grabado en los estudios Magic Shop de Nueva York y apesta a canción de final de concierto por sus desvaríos épicos. Es grandilocuente, ideal para tocar en grandes estadios y con un final en el que la voz de Dave Grohl se funde con un acompañamiento orquestal con mucha pompa y boato.

Foo Fighters – I Am A River

es-sonichighways-4 Sonic Highways – Tracklist
1. Something From Nothing
2. The Feast and The Famine
3. Congregation
4. What Did I Do? / God As My Witness
5. Outside
6. In The Clear
7. Subterranean
8. I Am A River

Todavía no tiene Creation 5? ¡Descargarla en el App Store!

iPhone iPad
AppStore-ES1 AppStore-ES2